28 noviembre 2008

Deporte en la infancia y la adolescencia (2)


El deporte es uno de los pilares fundamentales para el "crecimiento" como persona. Alguien que se desarrolla en armonía y en equilibrio (mens sana incorpore sano) no necesita consumir drogas.

Sin embargo existen casos de abuso de drogas en deportistas profesionales y amateur. Comentamos en el anterior post que se podía ser buen deportista pero que más importante es ser persona, y si se da esta cualidad mejor. Quiere decir que el deportista que se droga por el motivo que sea (mejorar el rendimiento físico, alcanzar metas, buscar notoriedad o el éxito...), no es una persona madura, o sea que la personalidad está desequilibrada (por falta de experiencia, timidez, inseguridad...)

La incongruencia es que siendo el deporte uno de los elementos más importantes de la promoción de la salud y de la prevención del consumo de drogas, en los últimos tiempos se han dado casos muy sonados de doping en ciclistas en pleno tour, atletas en plenas olimpiadas... Mal ejemplo para los niños y adolescentes que tanto imitan a sus ídolos mediáticos. De todos modos son excepciones por suerte en comparación a la inmensa mayoría de practicantes anónimos.

¿Qué deporte elegir para niños o adolescentes?

Primero tener en cuenta las preferencias del futuro practicante, luego sus propias características, edad, complexión, habilidades...tipo de deporte escogido, de práctica individual o en equipo, indumentaria requerida, lugar de la práctica o emplazamiento, viabilidad.

Deportes de contacto o sin contacto, los primeros son más peligrosos por el intercambio de roces, golpes... hay más posibilidades de lesión (rugby, fútbol, baloncesto...). En los deportes sin contacto la posibilidad es menor, de que se lesione uno mismo (tenis, natación, atletismo...). Esto va en consonancia con la intensidad que se practique, sobre todo con sentido común y las ganas de diversión con lo que la posibilidad de tener alguna lesión se minimiza.

Luego hay deportes muy beneficiosos como la natación pues es un buen deporte complementario, lo pueden practicar las embarazadas, las personas con problemas de artrosis...y como no también los niños y los adolescentes (ayuda a la maduración corporal con buen desarrollo músculo esquelético).

La actividad deportiva debe contribuir al desarrollo físico, psíquico y social del niño, evitar desequilibrios y agresiones en la zona de crecimiento del sistema óseo (cartílagos).

Inculcarles los ejercicios de estiramientos (de 5 a 10 minutos, si pueden ser más minutos mejor) y de calentamiento. Al finalizar la sesión no detener bruscamente el ejercicio, es decir el enfriamiento activo (o vuelta a la calma), continuar con esfuerzos mínimos hasta que haya recuperado un ritmo respiratorio normal.

Revisado el 15 de abril de 2013