29 septiembre 2008

Aprender a comer

Dieta saludable, no fumar y practicar ejercicio físico... Vamos a desgranar poco a poco estas tres evidencias que puestas en práctica nos son muy beneficiosas.

El primer paso sería aprender a comer pues es la base de una buena salud.

Es bueno realizar una dieta saludable en cualquier momento de nuestra vida pues siempre vamos a recoger un beneficio para nuestro organismo. Lo ideal sería que nos la inculcasen de pequeños pero no siempre es así.

Definiremos dieta primero.

"Dieta" no es necesariamente ponerse a perder peso -ni mucho menos- sino simplemente comer mejor; en otras palabras seguir una alimentación sana, equilibrada y natural.

Sana: Porque sirve para recuperar o salvar la salud. Esto no quiere decir que no se puedan tomar hamburguesas, bolsas de patatas fritas... Sino que debería ser algo ocasional, no cotidiano.

Equilibrada: Porque debe estar basada en frutas, vegetales, cereales, legumbres, frutos secos, pescados, carnes y lácteos. Dando así cabida a todo tipo de alimentos. Sin abusar de ellos, ni omitirlos.